Los Chaskis


La obra musical de Los Chaskis refleja un extraordinario trabajo artesanal por parte de sus integrantes, y es que esta agrupación siempre se ha caracterizado por el exquisito mimo y dedicación a la música sencilla y rural, esas canciones de los pueblos pequeños, simples y familiares que nos tocan el corazón.

El grupo toma su nombre de los antiguos chasquis, jóvenes de gran fortaleza físoca de apenas 20 años que durante la vigencia del Imperio Inca actuaban como mensajeros del cacique, recorrían el imperio a través de una basta y compleja red de caminos o postas construidos para tal fin para informar de las órdenes de la realeza imperante. Hacían notar su presencia tocando el pututu, un instrumento de viento hecho con una caracola.

Esta entrada está dedicada al grupo Los Chaskis originario de Argentina, con Rodolfo Dalera como director, no hay que confundirlo con otros grupos homónimos que pululan por otros países.


Biografía
Emilio Arteaga, compositor uruguayo


Este grupo argentino fue fundado por el gran vientista y compositor Rodolfo Dalera en 1975, en él han participado diferentes músicos como Juan Dalera, hermano del director o el charanguista Emilio Arteaga, fundador de Los Yungas. También ha colaborado en el grupo el guitarrista Hugo Videla como director artístico, y el prolífico Ariel Ramírez, gran compositor de, entre otras, la Misa Criolla.

El grupo se ha dado a conocer por toda Latinoamérica y en EEUU a través de numerosos conciertos y actuaciones en radio. A menudo residía en México.





















Discografía

Los discos en solitario de R. Dalera los menciono en su entrada correspondiente.

En 1975 se inicia la discografía de Los Chaskis con una serie de cuatro discos numerados. En el Volumen I encontramos estas interesantes piezas:
Dos temas de A. Pantoja: La vicuñita y Alborozo coya son dos joyitas clásicas sencillas y bien ejecutadas, con buen ritmo.
La pastora es otra joya clásica, compuesta esta vez por el tupiceño A. Domínguez, interpretada de forma particular y muy personal, muy correcta. El centinela es una composición de Dalera, con un ritmo alegre y versatilidad de estrofas, buena ejecución de quenas.
Recuerdos y Sonkoyman son otras dos canciones interesantes, la última, obra de J. Milchberg, quizá algo lenta e innecesariamente larga.
Escúchalo aquí.
Al año siguiente, en 1976 Los Chaskis graban el Volumen II, mucho más flojo que el anterior. A mi personalmente solo me gustan tres canciones:
El caraspa es un simpático huayño de Tito Velíz, muy alegre para lo que suele ser habitual en el grupo, quizá sobran las estrofas finales de laraleo. Ñoca tinkuni es una tonada del mismo compositor, repite la misma frase con quena, zampoña, charango y al final con voz en quechua, correcta versatilidad.
Pero la mejor canción para mi es todo un clásico donde los halla: Río Pucara es una maravilla de Dalera, una danza muy original donde se experimenta un gran cambio de sensación entre la primera estrofa de siku y la segunda en quena, esta última es de lo mejor de la música andina, brillante en su propia sencillez, de lo mejor de Los Chaskis, desde luego.
Escúchalo aquí.
El Volumen III, grabado en 1978.
El canto del cuculi es una composición de E. Carrasco, una cancioncita excelente y sencilla, con dos melodías principales excelentes separadas por un estupendo interludio de charango, una de las clásicas del grupo.
Canción y hayño es una canción muy conocida de M. Núñez que Los Chaskis interpretan correctamente pero solo instrumentalmente, exquisita.
Y Quebrada de Humahuaca es una composición de Dalera con buena melodía pero algo lenta y larga.
Escúchalo aquí.
El Volumen IV de 1979 es otro trabajo de Los Chaskis, en el que podemos escuchar la clásica Recuerdos de Calahuayo con su letra original, algo que yo nunca había oído antes, muy buena letra agradable de degustar, de lo mejor del grupo sin duda.
Cullahuas es una danza de T. Rojas bien ejecutada e interpretada por otros grupos, esta sencilla versión me parece correcta aunque quizá le falte más ritmo.
Y México de ayer es un tema de esos que llegan al corazón por su sentidísima letra llena de contenido más un simple acompañamiento de guitarra, no necesita más, la letra de la canción lo es todo, cuenta la nostalgia que siente elautor por los tiempos pasados en los que la vida era más difícil, pero quizá más real y humana, más simple, recomiendo encarecidamente escuchar con atención esta pieza, porque como dice Dalera, tiene un no sé qué.
Escúchalo aquí.
En 1980 Los Chaskis graban ya Espíritu musical incaico.
Solo destacan dos canciones, la primera es Y después, un motivo melancólico brillantemente interpretado, con excelente melodía y estructuración.
La otra canción es Amanece, muy similar a Río Pucara, calca su mismo estilo y estructura aunque no llega a su nivel, buena pieza musical en la que se adivina variedad de ejecución en los vientos.
También en 1980 Los Chaskis graban el disco Folklore argentino, también algo flojo en el que resalto otros dos temas:
El vallisto compuesto por el también argentino A. Yupanqui e interpretado con violines, algo inusual en el folklore andino, pero ejecutando correctamente.
Y La tristecita es una excelente zamba de A. Ramírez interpretada con mucho sentimiento con la quena, apenas necesita un simple acompañamiento de guitarra.
Escúchalo aquí.
Correo musical del inca, Mensajero del inca y Clásicos andinos instrumentales son en realidad el mismo disco con los mismos temas en distinto orden, editados en 1989, 1991 y 1994 respectivamente.
No llores por mi Argentina es un excelente tema melancólico enriquecido con violines graves, bonita canción que evoca la lejanía a la madre patria, de lo mejor del grupo. Homenaje al litorial cuenta con un buen acompañamiento de bandoneón, un acordeón que se usa en los tangos, tema también muy melancólico. Alborada sigue la misma melancolía de los anteriores temas, con una excelente melodía principal tocada con quena, una de las mejores composiciones del grupo sin duda. Y Cacharpari es otro temita clásico y sencillo muy bien ejecutado con zampoña malta, bastante más alegre que los anteriores.



En 1996 el grupo Los Laikas editan junto con Los Chaskis un doble CD titulado Frente a frente.
Este trabajo consiste simplemente en un disco dedicado a los Laikas y otro dedicado a Los Chaskis, sin embargo, éste último no aporta nada nuevo a esta discografía al no tener canciones originales, pues se trata de una compilación.
Tras la muerte de R. Dalera en 2009, en 2011 sus hijos Tato y Luis continúan la labor de Los Chaskis y graban Herencia.
Escúchalo aquí.
Kallpamarca, grabado en 2013.
Escúchalo aquí

EN CONSTRUCCIÓN.

4 comentarios:

  1. Disfruté muchisimo con las interpretaciones de LOS CHASKIS, si no todos, compré algunos de sus casetes (ya no los tengo, envejecieron como yo) e intenté aprender a tocar quena oyendoles ejecutar. Rodolfo Dalera Uno de los GRANDES INTERPRETES de la música andina. Muchas gracias.

    ResponderEliminar
  2. hermosos y bellas melodias ejecutadas por los Chasquis..hoy como maestra de musica intentare retomar esas hermosas melodias,,como la vicuñitas para hacerlas con los chicos,,y por supuesto contarles de esos grandes,,nuestros musicos argentinos q tantas canciones nos heredaron,,,siempre presentes los Chasquis...Sara Montiel..comodoro rivadavia..Chubut...

    ResponderEliminar
  3. Existe una forma de contactarlos, ojala pudiesemos contactarles pues seria muy agradable poder escucharlosen vivo, yo estudie en la universidad autonoma de baja california y en la actualidad en mi ciudad mexicali se han venido promoviendo espacios para la presentacion de arte y folklore, ojala hubiera la forma de contactarles gracias

    ResponderEliminar
  4. Puedes ponerte en contacto con Luis Dalera, por su Facebook. https://www.facebook.com/luisalberto.dalera?fref=ts
    Suerte.
    Tino Brodard
    Música Latinoamericana.
    https://soundcloud.com/tbrodard57/sets/tino-brodard-lo-mejor-de

    ResponderEliminar

Traducir

Buscar en este blog

Cargando...